Era un día de trabajo cualquiera, en que la Casa Blanca recibió al Primer Ministro canadiense Justin Trudeau y la hija del Presidente estuvo invitada para las reuniones. La foto del recuerdo no podía faltar y así  quedó plasmada.

Después de la foto muchos cuestionaron el pie de foto que dice: "Una gran plática con dos líderes mundiales a cerca de la importancia de que las mujeres tengan un lugar en la mesa". Unos se preguntaron ¿está fungiendo como primera dama, qué hace ahí, por qué tiene que parcipar la hija de estas pláticas entre los mandatarios?

No es la primera vez que Ivanka acompaña a su papi al trabajo. Y seguramente no será la última. ¿Te parece bien que lo haga?